fbpx

Pasa un día en el Parque El Morlaco

Los niños necesitan moverse, hacer deporte por su bienestar y salud. Tú también lo necesitas, ¿verdad? ¡Hay que cuidarse! En Málaga hay distintas opciones que garantizan que puedas pasar un gran día haciendo deporte junto a la familia y disfrutando del buen clima. La propuesta que te traemos hoy es Parque El Morlaco.

Resulta un parque de lo más atractivo por su cercanía a la ciudad. Está conformado por una gran variedad de flora y fauna repartida en 170.000 metros cuadrados, os vendrá estupendamente para desconectar y pasar un buen día.

Parque El Morlaco

Podrás acceder al Parque El Morlaco por dos puertas. La puerta Este, localizada frente el Observatorio de Medio Ambiente Urbano, y la puerta Oeste, en la Urbanización Parque Clavero. Vistas desde Parque El Morlaco

Entrando por la puerta Este podréis elegir entre dos caminos, uno a la izquierda asfaltado y otro a la derecha. En el izquierdo encontrarás a tu paso dos miradores que te maravillarán: El Mirador Este, con unas maravillosas vistas a la ciudad, y el Mirador Sur, con una panorámica de la costa oeste de Málaga, el Puerto de Levante, paseo marítimo y la Sierra.

Los dos senderos, tanto el asfaltado y el que está sin asfaltar, se unen para realizar una ruta de unos 3 km aproximadamente. No tendrás de qué preocuparte porque esta ruta es apta para todas las familias. Además, los caminos están adecuadamente señalizados y marcados para que nadie se pierda. El único inconveniente sería las zonas empinadas. ¡Que no falte la comida y el agua para recuperar fuerzas cuando sea necesario!

Hablando de comida, el Parque El Morlaco dispone de zonas de descanso con mesas y bancos donde podréis organizar un almuerzo o merienda campestre junto a los vuestros. Prepara bocatas, tortilla, empanadilla, ¡lo que quieras!

Actividades de las que disfrutar en El Morlaco

Como ya hemos comentado, es un lugar para toda la familia, ¡incluido los perros! Hay varias zonas para ellos. Podéis salir a correr junto a ellos, hacer ejercicio, jugar… Los amigos peludos podrán incluso refrescarse cuando lo necesite con sus pozas o beber gracias a los bebederos instalados en la zona.

El senderismo, tal y como hemos ido comentando, también es ideal para conectar con la familia y la naturaleza. Elige rutas de diferente longitud y dificultad a la que podáis enfrentaros todos sin problema.

Y como no, la bicicleta es otra gran opción. Pasea entre árboles y toma aire fresco. Lo único con lo que deberás tener cuidado, ¡las pendientes!

¿A qué esperas? Nada mejor que una actividad como esta en la que todos los miembros de la familia lo pasen genial y, por supuesto, se compartan hábitos saludables.

Scroll Up