fbpx

¡Marchando protección solar a los niños!

Qué típicos días de playa en los que, nada más llegar, algún familiar decía eso de «¡protección solar a los niños!» Era el momento de aplicarse una crema espesa que hacía que nos viéramos como fantasmitas, mucha broma, la verdad. Puede que de pequeño te molestara, pero cuando te haces mayor tomas conciencia de lo importante que era ese momento.

El sol tiene beneficios para nuestra salud, aunque una exposición en exceso y no usar la protección solar adecuada puede tener graves consecuencias en nuestra salud. Hoy en Celebrando.es os recordamos algunos consejos a la hora de aplicar la protección solar a los pequeños. 

La importancia de la protección solar a los niños: ¡consejos!

La piel de los pequeños, a pesar de tener una capacidad de regeneración más rápida que la de los adultos, es más sensible frente las radiaciones, por lo que un cuidado insuficiente puede tener graves repercusiones en su salud a corto o largo plazo. Siendo así, debemos tener en cuenta una serie de consejos que nos permitan cuidar de la piel de nuestros pequeños lo mejor posible, ¡comenzamos!: 

Protección solar para niños

  • Se considera que la crema protectora de factor 50+ es la más adecuada y, por tanto, suficiente. No obstante, no lo es ni para los pequeños ni para los adultos. La protección solar debe de ser aplicada constantemente, sobre todo si vamos a estar expuestos al sol un día entero. Asimismo, resulta fundamental que nos echemos crema, tanto los niños como los adultos, entre 20 y 30 minutos antes exponernos al sol en la piscina o playa.
  • En diversas ocasiones hemos podido observar anuncios que hablan de cremas con una protección de pantalla total. Según los dermatólogos, la pantalla total no existe, por lo que los rayos ultravioletas siempre alcanzan nuestra piel. Por ello, es preciso evitar una exposición constante o a alguna cicatriz, ya que de lo contrario quedará marca.
  • Los especialistas recomiendan evitar el sol entre las 12 y las 16 horas, sobre todo los niños. Estas son las horas en las que el sol brilla con una mayor intensidad, siendo las más peligrosas para nuestra piel.
  • Por otro lado, también se aconseja el uso de sombreros y gafas de sol oscuras que eviten demasiada radiación. En el caso de la ropa para los niños, lo más adecuado serían prendas holgadas y de algodón para que estén fresquitos. 
  • Muchas veces contamos con dudas sobre la caducidad de las cremas. Lo más recomendado por los expertos es que las cremas no sean usadas de un año para otro, sino que se usen únicamente durante la temporada correspondiente. Todos los productos químicos, tal y como son las cremas de protección solar, pierden sus propiedades y se descomponen pasado cierto tiempo. Garantiza una piel protegida adecuadamente evitando el uso de cremas que ya teníamos guardadas desde hace tiempo. Asimismo, es importante también fijarnos siempre en el estado de la crema: que el color de la misma no haya cambiado, que no esté más líquida de lo habitual, su olor no haya cambiado, etc.
  • Es importantísimo no usar perfumes o colonias con alcohol, ya que pueden actuar como fotosensibilizantes y originar quemaduras. 

¡Esperamos que te haya ayudado este artículo! No olvides seguirnos en nuestras redes sociales para estar al día de toda nuestra información. 

Scroll Up